Lanzado originalmente en el 2002, la canción Chihuahua de Dj BoBo (un tal Peter René), fue un exito bastante conocido en gran parte gracias a un anuncio de refresco que, por no hacer publicidad, no diré que era de Coca-Cola.

Imagen de previsualización de YouTube

Hoy, buscando canciones antiguas de Eurovisión, me topo con la que envió el sujeto allá por principios del 2007 y que no logró pasar de la primera semifinal; siendo éste un gran batacazo, teniendo en cuenta que partía como una de las favoritas y quedó la 20 de 20. La canción, “Vampires are alive”, no estaba del todo mal. En su momento pensé que era una lástima la estética Underworld, esa película que siempre será recordada por Kate Beckinsale pidiéndole a su entonces pareja (el director de la cosa) que le pusiese tetas y culo en el cartel; pero después han venido Crepúsculo y Luna Nueva (prometo que algún día veré Eclipse, pero aún no tengo fuerzas; además quien me conoce sabe que soy más de NetBeans) y me hacen desdecirme. Aunque creo, eso sí, que aquí empezó el declive de los vampiros que los llevaría sin remedio a convertirse en hadas.

Imagen de previsualización de YouTube

Eso sí, el final del episodio 3×09 de True Bloodes para quitarse el sombrero ante Alexander Woo y Denis O’Hare.

P.D. No mento Vampire Diaries porque, francamente, no aguanté ni 20 minutos de sus más que pésimos efectos especiales.